Let’s Festival Día 5: La Bien Querida, Nadadora y Odio París por María Roldán

En un país musical como el nuestro casi monocolor, festivales con oferta en directo tres días y tres fines de semana son irrisorios, o porque no decirlo, solo existe éste. La vida del Let´s Festival tiene que extenderse por los límites independientes más insospechados saltarse tradiciones de programación e ir cultivando una sombra propia. Oxígeno activo ideal para el más pintado adicto al placer del indie nacional.

Otro fin de semana haciendo bulto entre el público del Salamandra con la idea de despojarse de apariencia de pegote y dejarse llevar por tres conciertos, tres.Odio París junto a Nadadora parejos en sonido y La Bien Querida.

Igual de concurrido que las anteriores noches, Odio París (Maqueta nº1, 2010) apenas lograron unos perceptibles aplausos del respetable, mientras superaban un desacompasado sonido, y francamente fue una pena, pues se les vio entregados y por la labor.

Los gallegos Nadadora (Luz, Oscuridad, Luz, 2010) son dignos de estudio por ese juego a la ambigüedad a dos voces, sonidos en espiral y ese afán por emborronar cada tema, texturas melódicas ásperas, hasta hacerlo inclasificable y no apto para gustos delicados. Aplaudimos el mérito por intentar descongelar el bloque de hielo en que se convirtió el público gran parte de la noche.

La Bien Querida (Fiesta, 2011) visión peculiar de la música con manufactura de museo hizo acto de presencia junto con su cohorte de músicos y nos inundó la calidez por los cuatro costados. La atmósfera mutó paulatinamente hasta conseguir una sincronización de mente y espíritu en los presentes. Para tocar el cielo y cerrar en éxtasis con el himno “De momento Abril” Ana Fernández cuajó la nostalgia de sus canciones, las aceleró dándoles un cariz eléctrico y las esparció por la sala.

Al encenderse las luces, gusto agridulce.

Realizado por Play On Barcelona (http://www.playonbarcelona.com) para Salamandra (http://www.salamandra.cat)

Deja un comentario